Experimentos sencillos de energía solar para niños

Con los paneles solares apareciendo en los tejados de tu vecindario, es posible que tus jóvenes ecologistas te estén preguntando: ¿cómo funciona un panel solar? La energía solar es un concepto complejo de explicar, pero no necesitas un título en física para hacerlo. Con algunas actividades sencillas, puedes ayudar a tus hijos a comprender y divertirse al mismo tiempo.

Contenido de este Articulo

La energía solar

Antes de poder entender cómo funcionan los paneles solares, necesitas tener conocimientos sobre el sol mismo. La mejor manera de enseñarles a los niños sobre el sol y su energía es más sobre nuestro sistema solar y lo que significa la energía. Comienza tu búsqueda en la biblioteca local, donde puedes encontrar libros para todos los niveles de lectura para enseñar a los niños sobre el sistema solar.

Otro gran recurso al alcance de tus dedos es internet. El sitio web de la Administración de Información Energética de Estados Unidos, Energy Kids, es un buen lugar para comenzar. Además de ayudar a definir qué es la energía, también ofrece actividades y juegos para explorar. El Plan de Lecciones del Aula Solar es un lugar para ver videos sobre una clase de cuarto grado que alimentó su sala con energía solar.

Aprovechando el poder del sol

La mejor manera de abordar una gran pregunta, como ¿cómo funciona un panel solar?, es a través del aprendizaje práctico. Aquí tienes algunos experimentos sencillos que descomponen la energía solar para los niños.

Derretir hielo

Este es un experimento para niños que incluso los más pequeños pueden entender. Solo necesitas dos cubitos de hielo. Coloca los cubitos en tu patio trasero en un día soleado, pero no demasiado caluroso. Coloca un cubo directamente al sol y el otro en completa sombra. Pide a tu hijo que adivine cuál cubo se derretirá más rápido. A medida que el que está al sol se convierte en un charco primero, explícale que la energía térmica del sol hizo que se derritiera más rápido.

Linterna solar

Este es un gran proyecto para los niños a los que les gusta desarmar cosas para ver cómo funcionan. Utilizando mini paneles solares de luces de jardín, aprovecharás la energía solar para hacer una linterna.

Necesitarás:

  • Una luz solar de jardín
  • Un frasco de cristal
  • Pegamento

Mide la parte superior del frasco para asegurarte de que la luz encaje, ya que las luces de jardín vienen en diferentes tamaños. Desenrosca suavemente la luz solar del resto de la estaca. Voltea el panel solar y mira debajo para ver las pequeñas células solares en su interior. Esto dará a los niños una idea de lo que sucede dentro de los paneles solares gigantes. Aplica un poco de pegamento alrededor del borde del frasco y coloca la luz solar en su lugar en la parte superior. Luego, coloca el frasco al sol durante todo el día para cargarlo. Llévalo dentro de casa antes de ir a dormir para ver cómo ilumina tu hogar.

Proyecto de horno solar

Este proyecto ilustra cómo puedes aprovechar la energía creada por el sol y luego utilizarla, en este caso, para cocinar. Como bonificación, también es un gran proyecto para enseñar a los niños sobre el reciclaje.

Para comenzar, necesitas:

  • Una caja de pizza
  • Una regla
  • Un cortador de cajas
  • Papel de aluminio
  • Cinta transparente
  • Papel film
  • Papel de construcción negro
  • Periódico viejo

Dejando un marco de una pulgada, corta una solapa en la parte superior de la caja de pizza que se abra en la misma dirección que la tapa. Cubre el interior de la solapa con papel de aluminio y asegúralo con cinta. Cubre el agujero que has creado con papel film, estíralo y asegúralo nuevamente con cinta. Forra el fondo de la caja con papel de construcción negro antes de enrollar periódico para rellenar a lo largo de cada lado.

easy solar energy experiments - What is the simple experiment on solar energy

Ahora coloca la comida que deseas cocinar en un plato dentro del horno. Para algo rápido y fácil, puedes comenzar con un plato cocinado para recalentar. Cierra la tapa y sostén la solapa con una regla o una cuchara de madera. Colócalo en un lugar soleado para que el sol se refleje en el papel de aluminio y sobre la cubierta de plástico. Déjalo reposar durante al menos 30 minutos antes de revisar tu comida. ¡Anímate a experimentar y observar cuánto tiempo tardan diferentes alimentos en calentarse!

Con algunos experimentos científicos sencillos que puedes hacer en casa, los niños pueden aprender cómo los paneles solares aprovechan la energía del sol. Descubrir estos conceptos desde una edad temprana prepara a los niños para ser ciudadanos globales más respetuosos con el medio ambiente cuando sean adultos.

¿Has intentado algún experimento divertido de energía solar con tus hijos? Comparte fotos de tus experiencias con @TomsofMaine.

Imagen: Flickr | Flickr | Flickr

Este artículo ha sido presentado por Tom's of Maine. Las opiniones expresadas por el autor no reflejan la posición de Tom's of Maine.

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Más información